Un mazo en un escritorio.

available in: English Español

Cuando los padres envían a sus hijos a la escuela, a menudo se preocupan por sus calificaciones, su comportamiento y por las actividades extraescolares que elegirán. Los padres también se preocupan por saber si su hijo llegará sano y salvo a la escuela y a casa cuando va en el autobús.Los accidentes de autobús escolar afectan a las víctimas más vulnerables de nuestra sociedad, nuestros niños. A menudo provocan lesiones, que van desde pequeños rasguños y moretones hasta lesiones más graves comotraumatismos cráneoencefálicos (TCE). Cuando ocurre un accidente de autobús escolar, muchas personas se preguntan: ¿quién es el responsable del accidente? Si la culpa es del conductor del autobús escolar, ¿se responsabiliza al conductor o a la escuela? Este artículo examina de cerca esta importantísima pregunta.

Estadísticas de accidentes de autobuses escolares

Lasmás recientes estadísticas de la Asociación Nacional para la Seguridad del Tráfico en Carreteras (National Highway Traffic Safety Administration, o NHTSA) son de 2016, pero siguen mostrando una imagen clara de la magnitud de estos accidentes. Estas son las últimas estadísticas:

  •     En 2016, un total de 118 pasajeros de un autobús escolar murieron durante un accidente. De estas víctimas mortales, 50 eran el conductor del autobús escolar y 68 eran estudiantes.
  •     163 peatones murieron tras ser atropellados por un autobús escolar en 2016.
  •     En 2016, murieron 902 pasajeros de otros vehículos implicados en un accidente de autobús escolar.

¿Quién tiene la culpa de los accidentes de autobús escolar?

La negligencia es con frecuencia el factor causante de los accidentes relacionados con los autobuses escolares, ya sea una negligencia del otro conductor o del conductor del autobús escolar. Para demostrar la negligencia, es importante establecer que la parte responsable tenía el deber de actuar de una manera determinada para su seguridad y la de los que le rodean. Cuando un individuo incumple este deber de cuidado, se considera negligencia y cuando esa negligencia provoca un accidente y una lesión, podría ser considerado responsable de sus actos. Sin embargo, para determinar quién es el culpable, es importante conocer estos términos clave:

Negligencia comparativa

En el estado de Texas, la ley sigue una forma modificada de negligencia comparativa. La negligencia comparativa generalmente significa que cada individuo es responsable de sus acciones negligentes. La negligencia comparativa “pura” significa que una persona puede recuperar sus daños aunque sea culpable en un 99 % de causar el accidente. Sin embargo, Texas sigue una forma modificada de negligencia comparativa (a menudo llamada“responsabilidad proporcional”), lo que significa que una persona no puede recuperar los daños si su porcentaje de responsabilidad es superior al 50 %. Así, si el conductor de un autobús escolar se pasó un semáforo en rojo pero fue impactado por un vehículo que circulaba a exceso de velocidad, se puede asignar a ambas partes un porcentaje de responsabilidad. El hecho de que pueda recuperar los daños en este ejemplo depende de su porcentaje de responsabilidad en la causa del accidente.

Negligencia per se

La ley del estado de Texas considera automáticamente que una parte es negligente si infringió una ley diseñada para mantener la seguridad del público. Por ejemplo, si el conductor de un autobús escolar circulaba con exceso de velocidad en una zona escolar y atropelló a un peatón, el conductor sería declarado automáticamente culpable. Esto se debe a que las leyes sobre zonas escolares que restringen el límite de velocidad fueron diseñadas para mantener la seguridad de los estudiantes y de los profesores. Como el conductor infringió la ley, se le considerará automáticamente negligente, lo que podría hacer más fácil obtener una indemnización.

Responsabilidad indirecta

La responsabilidad indirecta establece que si un empleado, como un conductor de autobús escolar, está realizando las tareas de su trabajo y es negligente, entonces la responsabilidad podría recaer en el empleador. Este es a menudo el caso de los accidentes de autobuses escolares.

Contratación negligente

Los empleadores deben comprobar las credenciales y los antecedentes de los posibles empleados antes de contratarlos. El empleador puede ser considerado responsable de un accidente relacionado con su empleado si existen pruebas de que el comportamiento anterior del empleado podría haber predicho el accidente a partir de una comprobación de antecedentes. Por ejemplo, si una escuela contrata a un conductor de autobús escolar con antecedentes por comportamiento imprudente de manejo, esto podría considerarse una contratación negligente y la escuela puede ser considerada responsable de cualquier accidente relacionado con el conductor.

¿A quién se le exige una indemnización?

Todas las demandas por lesiones personales deben presentarse contra el individuo o la parte responsable. Los accidentes de autobuses escolares resultan difíciles, ya que hay múltiples partes implicadas. El conductor, el distrito escolar, la escuela o el fabricante del autobús podrían ser responsables de los daños y lesiones del accidente. Cuando se trata de buscar una compensación por las lesiones y daños de su hijo en un accidente de autobús escolar, es de gran ayuda tener un abogado con experiencia de su lado. Él o ella puede ayudarle a determinar la negligencia, asegurándose de que obtiene la compensación que merece.

Un abogado de lesiones personales puede ayudarle a responder a preguntas importantes para determinar contra quién debe presentar su caso. Algunos ejemplos de estas preguntas son:

  •     ¿Hubo un problema mecánico que provocó el accidente?
  •     ¿Distrajo algo al conductor del autobús escolar, como un niño o un teléfono celular?
  •     ¿El conductor cumplía las leyes?
  •     ¿Estaba el conductor cualificado para conducir un autobús escolar?

Todas las respuestas a estas preguntas deben ser revisadas con respecto a la ley local, estatal y federal para identificar qué deber se incumplió y provocó el accidente. Una vez contestadas estas preguntas, su abogado de lesiones personales puede ayudarle a demandar a la parte correcta.

Obtener la indemnización que se merece

Cuando se trata de accidentes de autobús escolar y las lesiones sufridas por su hijo, usted querrá al equipo de expertos de Hernandez Law Group, P.C. de su lado. Podemos ayudarle a abrirse paso por el sistema legal y hacer que la parte responsable rinda cuentas, permitiéndole obtener la compensación que se merece. Mientras usted se concentra en la recuperación de su hijo, nuestro equipo luchará con tenacidad para que su camino a la recuperación sea más fácil.Póngase en contacto con nuestro equipo para programar una consulta gratuita y sin compromiso o para obtener más información sobre nuestros servicios. ¡Descubra hoy mismo por qué más personas están depositando su confianza en Hernandez Law Group!